Domingo de Resurrección en Panamá

domingo de resurreccion en panama

domingo de resurreccion en panamaDurante la semana santa son múltiples las actividades de tipo religiosas y hasta culturales que realiza el pueblo panameño. Estas son reflejo de las creencias de los mismos, que son altamente religiosos y católicos por demás. Cuando ya han pasado el miércoles de ceniza, el jueves y el viernes santo, incluso luego de que haya pasado el sábado santo, que es un día de luto en el que se conmemora la soledad de María en el sepulcro y la tristeza por la muerte de Jesucristo; llega el Domingo de Resurrección una fiesta de la vida de Jesucristo que ha vencido a la muerte para llegar de nuevo al mundo de los vivos.

El domingo de resurrección es considerado uno de los días festivos en Panamá, una fiesta en la que los religiosos festejan el fin de la semana santa y la verdad sobre la palabra de Dios. Con la resurrección de Jesucristo los cristianos encuentran abiertas las puertas del cielo luego de la muerte.  Este día es también uno de los días feriados en Panamá, una fiesta en la que por fil los religiosos salen del claustro de los templos hacia las calles. En este país se hacen hermosas procesiones del Cristo resucitado, procesiones a las que acuden miles de personas, incluso algunos no religiosos que van de curiosos a disfrutar de estas fiestas del color. En estas fiestas juegan un papel importante las flores, hasta tal punto que las calles se llenan de hermosos colores, y olores diversos que son recordados por varios días en las calles y casas.

La cultura de los panameños se refleja en estas festividades, es por eso que en la misma los matices que tienen que ver con las raíces culturales de los panameños se reflejan con claridad. Un ejemplo son los platos típicos que en las cafeterías, en los restaurantes y en los comercios son vendidos por esta fecha. En este día los panameños hacen muchas compras porque en los días anteriores estuvieron en penitencia, abstinencia y ayuno.

La literatura ha reflejado estas fiestas, porque esta se hace eco de la importancia y solemnidad de la figura religiosa y sus significados diversos. Uno de los más hermosos poemas religiosos se llama Encuentro con Jesús de la latinoamericana Zaida C. de Ramón y dice:

Nunca olvidaré aquel día
cuando a mi vida llegaste
en tinieblas yo me hallaba,
mas Tú mi senda alumbraste.

Entre multitud de gente
vagaba sin esperanza
como un barco a la deriva
naufragando, iba mi alma.

A inquirir comencé un día
¿qué pasaba? no sabía
entre temores y dudas,
existía mas no vivía.

¿Qué pasa conmigo, Dios?
¿Qué es lo que me está pasando?
Quiero reir y no puedo;
siempre termino llorando.”

“Ayúdame mi buen Dios; ”
ayúdame, te lo pido
sana ya mi corazón
y llena hoy mi vacío.”

Al momento algo ocurrió;
Su Palabra El enviaba
“Soy la luz”, dijo el Señor;
por una piedra me hablaba

Mi corazón se alumbró;
comprendí lo que pasaba
Al instante me rendí
pues JESUS me visitaba.

Desde entonces soy feliz;
tengo paz y tengo gozo
si me persiguen y ofenden,
como JESUS, yo perdono.

Hoy oro, canto y alabo
a mi Salvador bendito
no me canso de adorar a mi Dios,
pues El lo hizo.

¡Gloria doy a mi Señor!
¡Gloria al Espíritu Santo!
¡Gloria al Padre que me dió
lo que yo estaba anhelando.

¿Quieres tú también lo mismo?
¿Ansías vivir un cambio?
Ven hoy a mi Salvador,
mi JESUS te está esperando.

Estas y otras son las razones para festejar esta fecha significativa de la historia y la cultura religiosa, también de la cultura panameña, que es rica y hermosa, heterogénea y compleja, como mismo lo son los pobladores de estos lugares. Gente de pueblo que disfruta de las fiestas populares y se enriquece con la cultura universal. Gente respetuosa de la religión y de los significados y solemnidad de sus principales fiestas.

Deja un Mensaje

Tu correo electrónico no será publicado. * Campos Obligatorios