Desembarco de los 33 Orientales en Uruguay

desembarco de los 33 orientales en uruguay

desembarco de los 33 orientales en uruguayJuan Antonio Lavalleja y Manuel Oribe, al frente de 33 hombres, titulados como los 33 orientales, emprendieron en 1825 una heroica gesta de liberación del Uruguay. Estos hombres juegan un papel fundamental en la historia de Uruguay, porque son próceres de la patria, hombres de bien que hicieron actos de heroísmo necesarios para que los uruguayos tuviéramos hoy una patria independiente orgullosa de la historia, la cultura y demás bienes que hemos heredado de nuestros antepasados. Por eso el día 19 de abril es uno de los días festivos en Uruguay, porque se celebra el desembarco de los 33 orientales.

 

 

desembarco de los 33 orientales en uruguayManuel Ceferino Oribe y Viana (Montevideo, 26 de agosto de 1792 – 12 de noviembre de 1857) fue uno de los más importantes militares y políticos del Uruguay, presidente constitucional entre los años 1835 y 1838, fundador del Partico Nacional uruguayo. Juan Antonio Lavalleja y de la Torre (Santa Lucía, Minas, 24 de junio de 1784 – Montevideo, 22 de octubre de 1853), también militar y político uruguayo. Destaca en la historia precisamente como jefe de los Treinta y Tres Orientales y Presidente de Uruguay en el Triunvirato de Gobierno de 1853. Ambos son figuras importantes de la historia de Uruguay, ligados a la fecha del desembarco, y por tanto motivos de homenaje cada año por estas fechas.

El resto de los hombres que participan de esta gesta, que vale decir no eran todos orientales, aunque si la mayoría, son: Atanasio Sierra, Pablo Zufriategui, Simón del Pino, Manuel Freire, Manuel Lavalleja, Jacinto Trápani, Pantaleón Artigas, Manuel Meléndez, Gregorio Sanabria, Santiago Gadea, Juan Spikerman, Andrés Spikerman, Ignacio Núñez, Juan Acosta, Felipe Carapé, Juan Rosas, Celedonio Rojas, Avelino Miranda, Agustín Velázquez, Santiago Nievas, Ignacio Medina, Luciano Romero, Juan Ortiz, Ramón Ortiz, Basilio Araújo, Carmelo Colman, Andrés Cheveste, Francisco Lavalleja, Tiburcio Gómez, Joaquín Artigas y Dionisio Oribe. Todos patriotas que creían que la independencia era lo que merecía Uruguay y su pueblo, todos listos para dar su vida, como de hecho muchos lo hicieron.

Sobre la expedición de este singular grupo de hombres en 1868 Rosas menciona:

“Recuerdo, [dice], al fijarme en los sucesos de la Provincia Oriental la parte que tuve en la empresa de los 33 patriotas”. Refiere al itinerario y el objeto aparente de su viaje, tal como queda narrado, y agrega: “Ello crea una trampa armada a las autoridades brasileras en esa provincia (la Oriental) para que no sospecharan el verdadero importante objeto de mi viaje, que era conocer personalmente la opinión de los patriotas, comprometerlos a que apoyasen la empresa, y a ver el estado y numero de las fuerzas brasileras. Así procedí de acuerdo en un todo con el ilustre don Juan Antonio Lavalleja; y fui también quien facilitó una gran parte del dinero necesario para la empresa de los 33…”

desembarco de los 33 orientales en uruguayLa expedición contó con el apoyo de los ganaderos de la provincia de Buenos Aires, que veía que la ocupación brasileña era injusta y que era un peligro para los intereses de desarrollo de ellos mismos.

En la actualidad esta fecha se encuentra entre los días festivos de Uruguay, es una fiesta patria que se celebra con ofrendas florales en los monumentos y actos cívicos en las instituciones del estado. En las escuelas se recuerdan estos hechos que son parte importante de la historia de la nación y el inicio de muchos actos de rebeldía nacional contra las injusticias y los desmanes. Es una fecha saludada con banderas nacionales, con insignias de colores y con himnos, una fecha de recordación en la que es importante valorar todos los motivos y razones que llevaron a los patriotas a una hazaña de este tipo, arriesgada y valiente de manera general.

Conocer esta fecha es conocer la historia de este país que se viste con sus mejores trajes y medallas para celebrar el día en que los mejores hombres de la nación decidieron que la soberanía era la mejor de las metas.

 

 

 

 

 

Deja un Mensaje

Tu correo electrónico no será publicado. * Campos Obligatorios